Mamma Mía! Vamos otra vez

Mamma Mía! Vamos otra vez

Jul. 18, 2018 GB. US. 120 Min.
Tu voto: 0
6 9 votos
¿Sucedió algo?

Video trailer

Director

Ol Parker
Director

Reparto

Amanda Seyfried isSophie Sheridan
Sophie Sheridan
Lily James isYoung Donna Sheridan
Young Donna Sheridan
Christine Baranski isTanya Chesham-Leigh
Tanya Chesham-Leigh
Julie Walters isRosie Mulligan
Rosie Mulligan
Pierce Brosnan isSam Carmichael
Sam Carmichael
Colin Firth isHarry Bright
Harry Bright
Stellan Skarsgård isBill Anderson
Bill Anderson
Andy García isFernando Cienfuegos
Fernando Cienfuegos
Cher isRuby Sheridan
Ruby Sheridan

Sinopsis

Esta segunda entrega cuenta la historia de cómo se conocieron los personajes de la primera película en ese mágico verano, a la vez que narra sus vidas en el presente. Los miembros del reparto original vuelven a ponerse en la piel de sus personajes: la oscarizada Meryl Streep como Donna; Julie Walters como Rosie, y Christine Baranski como Tanya. Amanda Seyfried y Dominic Cooper vuelven a formar pareja como Sophie y Sky. Pierce Brosnan, Stellan Skarsgård y el oscarizado Colin Firth retoman los papeles de Sam, Bill y Harry respectivamente, los tres posibles padres de Sophie.  Mamma Mía! Vamos otra vez

Critica:

Mamma Mia: Una y otra vez
Por fin una película que no desvela en el trailer lo mejor que tiene.
Vamos primero con lo menos bueno. Es cierto que en ocasiones hay canciones un poco metidas con calzador (básicamente, las canciones “de personaje”, como las de los jóvenes Bill, Harry y Sam). Además, la película adolece de un cierto problema de narración, y algunas cosas suceden demasiado rápido. No rápido dentro de la línea temporal de la historia (que de por sí ha de ir muy rápida para que se pueda entender que Donna nunca sepa quién de sus tres amantes es el padre de su hija), pero sí en la de la película, haciendo que ciertos acontecimientos no hayan calado suficiente en el espectador como para compartir los sentimientos de los personajes al respecto (ver el número de “Knowing me, knowing you”, por ejemplo). Hay cosas que tampoco cuadran demasiado con la historia que nos contaron en Mamma Mia! y que podrían interpretarse incluso como pequeños fallos de coherencia argumental, como por qué Tanya y Rosie no reconocen a Bill en la primera película si aquí descubrimos que sí lo conocieron de jóvenes. Y lo que es peor: la publicitada y aplaudida presencia d echer es ciertamente prescindible. Su personaje llega demasiado tarde, le falta emotividad (apenas se incide en su no-relación con su hija y nieta) y su trama con el personaje de Andy Garcia tampoco aporta demasiado, más allá de tener el momento “Fernando” a su servicio.
Pero todo esto son minucias. Fíjense en la nota que tiene la película en esta crítica: un 9. Y muy, muy merecido. ¿Es una obra maestra? No. ¿Va a ser una de las mejores películas del año o se va a llevar premios? Tampoco, pero ni falta que le hace. Mamma Mia! Una y otra vez es una película hecha con un único objetivo en mente: hacer feliz a la gente. Y vaya si lo consigue. Pocas películas hoy en día consiguen arrancar el aplauso unánime de la platea al terminar. Es pura energía, pura diversión, pura diversión. Porque sí, es todavía más divertida que su antecesora, y además se agradece que sus responsables no se hayan limitado a repetir lo mismo para sacar el dinero a la gente. El espíritu es el mismo, desde luego, pero no se engañen: esta cinta es muy distinta de Mamma Mia. Es más emotiva, más dramática, más arriesgada (dentro de que no es arriesgada), más compleja sin duda e igual de buena y de entrañable. Emotiva sobre todo. Esperen a ver a Sophie, Tanya y Rosie cantando “I’ve been waiting for you” montada al mismo tiempo en que asistimos al nacimiento de Sophie, o la secuencia final, y díganme si pueden contener las lágrimas. Difícil.
Y qué decir del reparto, no sólo extraordinario sino también muy bien aprovechado, pues todos tienen su peso. Dominic Cooper, Pierce Brosnan, Colin Firth y Stellan Skarsgard son esta vez secundarios de lujo, pero con mucha importancia. Jeremy Irvine, Josh Dylan y Hugh Skinner bordan su recreación juvenil de los tres padres de Sophie, hasta el punto de clavar las expresiones faciales y corporales de Brosnan, Skarsgard y Firth con una exactitud espeluznante. Julie Walters y Christine Baranski vuelven a tener momentazos cómicos antológicos (su llegada a la isla, desternillante) y comparten mérito con sus versiones jóvenes, las soberbias y divertidísimas Alexa Davies y Jessica Keenan Wynn. De Meryl Strep y Donna, hablamos en el spoiler.
Mención aparte merecen Amanda Seyfried y Lily James. Seyfried está simplemente excelente, haciendo una Sophie muy distinta de la jovencita alegre e ingenua de la primera película. Sin necesidad de grandes aspavientos o lágrimas, encarna una Sophie endurecida, casi deprimida, amarga, y sin duda mucho más interesante. Y qué decir de James. Ya desde Downton Abbey prometía grandes cosas, pero lo que hace aquí es de antología. Cuando ella está en pantalla, se ilumina todo con el carisma y talento que tiene, y le bastan y le sobran dos minutos para conseguir que la sala entera se enamore de su Donna. Enorme trabajo el de la más reciente Cenicienta.
En pocas palabras, un triunfo. Imprescindible para todos los fans de la banda sueca y de estos personajes que saltaron de las tablas del teatro a la pantalla para quedarse en los corazones y sonrisas de los espectadores.

Lo mejor: Lily James, extraordinaria a la cabeza de un reparto sencillamente maravilloso, y lo entretenida, divertida y emotiva que es. No se le puede pedir más.
Lo peor: El personaje de Cher es prescindible, hay cosas que suceden demasiado deprisa, y otras que no cuadran con la propia narrativa del musical original.

Título original Mamma Mia! Here We Go Again
Calificación de IMDb 7.1 33,919 votos
Calificación de TMDb 7.6 752 votos

Títulos similares