El héroe de Berlín

El héroe de Berlín

La increíble historia real de campeón de la medalla de oro Jesse Owens. Feb. 19, 2016 Canada 134 Min. PG-13
Tu voto: 10
9.1 13 votos
¿Sucedió algo?

Video trailer

Director

Reparto

Stephan James isJesse Owens
Jesse Owens
Jason Sudeikis isLarry Snyder
Larry Snyder
Carice van Houten isLeni Riefenstahl
Leni Riefenstahl
Jeremy Irons isAvery Brundage
Avery Brundage
William Hurt isJeremiah Mahoney
Jeremiah Mahoney
Eli Goree isDave Albritton
Dave Albritton
Jonathan Aris isArthur Lill
Arthur Lill

Sinopsis

Narra la historia del mítico atleta Jesse Owens, el coloso de la velocidad que saltó a la fama en los Juegos Olímpicos de Berlín de 1936, cuando dejó al mundo boquiabierto con sus espectaculares marcas que echaron por tierra la teoría de Hitler sobre la supremacía de la raza aria. El héroe de Berlín

Critica:

No me considero racista, no lo soy, creo en la diversidad porque nos enriquece. No todos somos iguales, está claro que los negros corren y saltan más que los blancos y su piel es más resistente a los rayos del sol, los blancos también tendremos algo bueno, pero todavía no se el qué. Y que nadie se ofenda porque yo use el término negro, porque los términos no son despectivos, no tienen esa capacidad: Las personas lo son, las mentes tienen esa capacidad. ¿Qué diablos tiene de malo el término negro si para mí siempre ha sido tan digno como blanco? Siempre utilizo dicho término desde la perspectiva de la igualdad en dignidad y en derechos humanos, y lo uso porque además estoy harto de escuchar otros estúpidos términos como “afroamericano” ¿Y los africanos y los negros de Francia o de Holanda? o “de color” ¿De qué color? ¿Color rosa o marrón oscuro?

La igualdad entre razas y entre sexos se encuentra en la dignidad y en los derechos humanos, todos somos igualmente dignos y todos tenemos los mismos derechos humanos (y deberes como humanos), pero no todos somos iguales ni lo seremos jamás, aunque haya personas a las que esto no les gusta. Hay gente que necesita uniformar y unificar, arrebañar y homologar, robotizar y lobotomizar, y lo hacen siguiendo métodos de ingeniería política e ingeniería social, también utilizan la propaganda así como la terminología (términos como “corrección política”). El mismísimo Hitler utilizó este procedimiento para intentar controlar el mundo, pero no os confundáis hoy también lo están utilizando hasta la saciedad en las naciones más democráticas y libres, aunque muy sutilmente, es una tendencia natural del hombre: uniformar, ordenar y unificar es el proceso a seguir para el control de cualquier sistema complejo. Si os gusta seguidles, pero a mí no me van a enrolar jamás, soy uno, único y distinto, siempre lo he sido y siempre lo seré, y nunca seré “políticamente correcto”.

La película El héroe de Berlín, como todos sabéis nos cuenta la historia de Jesse Owens, que todos conocéis, o casi todos: la historia del hombre que le dio una buena cucharada de superioridad racial con gotitas de distinción al mismísimo Adolf Hitler en su propia casa y ante los ojos de todo el mundo. Hasta ahí, genial!

Lo malo de la película casi lo he dicho ya, relata unos hechos históricos y ciertos en un 99% y como no tiene mucho más, pues nos deja flojos. Y no digo que haya que inventarse la historia, lo que digo es que hay muchísimas formas de contar la misma realidad, por eso Don Miguel de Cervantes es un genio y otros escritores no lo son. En esta película falta todo, falta basa, fuste y capitel, falta un buen comienzo, falta intriga, suspense, desarrollo, y falta sobre todo desenlace. Y todo eso se hace con ciertas herramientas como la luz, el color, el tempo, los planos, los diálogos, la música, las actuaciones, la cuchilla de cortar fotogramas y la cola de montar.

También le falta mucha autocrítica a la película, y esto tiene que ver con el Fondo más que con la Forma. No está bien ver sólo vigas (si, vigas y no pajas. Eran vigas) en el ojo ajeno y no ver las vigas en el tuyo (que también eran vigas).

En definitiva no es una gran película. Entretenida sí, los hechos lo son, pero mal contada también. Mucho me temo que es otra mediocre película de Stephen Hopkins a juntar con su Depredador 2 (1.990) o su Pesadilla en Elm Street 5 (1.989) y otras cuantas.

Mi recomendación es que si os gusta la historia vayáis a verla el día del espectador para que no os salga cara, y si no os gusta podéis esperar a que la pongan en la 2 dentro de 20 ó 30 años.

Título original Race
Calificación de IMDb 7.1 23,859 votos
Calificación de TMDb 6.9 368 votos

Títulos similares